Cómo afeitarte tus “partes”

Afeitado genital

¿Sabías que hoy día son muchos los hombres que depilan su zona genital? No, no es una broma, es algo cotidiano y, si te apetece probar, o lo has intentado y no te ha gustado el resultado y quieres volver a hacerlo, te damos las claves para hacerlo.

¡Pelos fuera!

La depilación genital puede ser un tema tabú para muchos hombres pero, estéticamente, y a nivel higiénico, aporta muchos beneficios, sobre todo en los meses de verano, que permite no sufrir problemas en esa zona.

Ahora bien, ¿cómo depilarse? Pues toma nota porque vamos a darle la mejor manera para que no tengas problema después. Eso sí, recuerda que uno se puede depilar con cera o con depilación definitiva, pero esto suele llevar tiempo (y dolor en el primer caso), así que, ¿probamos con el afeitado?

El afeitado de la zona genital es lo más rápido y fácil. Eso sí, debes seguir unos pasos para que quede el mejor resultado:

  • Primero recorta al máximo el pelo que tengas en la zona. Puedes hacerlo con unas tijeras o una máquina eléctrica, lo que te sea más cómodo. Cuando ya no puedas cortar más, es hora de que empiece la cuchilla. Y tranquilo.
  • Ahora coloca un exfoliante suave en la zona para evitar que se te irrite todo. Enjuaga bien y aplica un aceite o un producto para afeitar de nuevo. ¿Ya lo tienes?
  • Empieza a pasar la cuchilla de manera lenta. Tómate tu tiempo. Puedes sujetar la piel para tensarla lo más posible y que te sea más fácil rasurar y quitar el vello que tengas. Lo mismo has de hacer en la bolsa testicular.
  • Debes afeitar siempre en la dirección del vello. No lo hagas rápido, ve despacio. Al principio, sobre todo si no lo has hecho nunca, es posible que tardes más tiempo, pero con práctica será mucho más sencillo.

Otras publicaciones de tu interés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.