Cómo eliminar la grasa de la barriga de los hombres

Hay muchos hombres que ven poco probable poder deshacerse de esos kilitos de más que se acumulan en el abdomen. Los medios de comunicación nos inundan con cuerpos firmes, marcados y esbeltos, algo que puede ser posible en muchos de ellos, con una dieta saludable y ejercicio.

Todo es posible

Son muchos los que se obsesionan con perder peso y más en tiempo de verano, cuando solemos ir más ligeros de ropa o nos ponemos en bañador. Para conseguir el objetivo marcado, se necesita sobre todo constancia, una buena dieta baja en calorías y hacer ejercicio de forma regular.

No todo debe estar enfocado a estar mejor de cara a los demás, sino que el eliminar la grasa que nos sobra, también nos ayuda a que nuestra salud mejore considerablemente, algo mucho más importante. El exceso de peso viene determinado por el índice de masa corporal, que si supera los 25, ya podemos hablar de sobrepeso.

Conseguir el abdomen deseado

Según ciertos nutricionistas, hay unas normas básicas que hay que seguir junto con el ejercicio para eliminar la grasa acumulada en el abdomen.

  • Reducir la ingesta de alcohol, refrescos, embutidos y alimentos fritos.
  • Evitar la sal.
  • Tomar fibra consumiendo de forma moderada pan, cereales, pasta y arroz a ser posible, integrales.
  • Beber dos litros de agua y masticar lentamente, lo que evita que la barriga se llene de aire al comer.
  • No tomar más de 2 cucharadas de aceite de oliva al día.
  • Utilizar cremas especializadas en quemar grasas localizadas.

Ejercicios para un abdomen plano

Para conseguir que el abdomen esté bien definido no es necesario que vayamos a un gimnasio durante horas (si no eres un deportista de élite, claro), basta con 20 minutos al día para ver resultados. El ejercicio aeróbico, es decir, correr o montar en bicicleta, son muy aconsejables para eliminar grasa y tonificar los músculos.

Uno de los ejercicios que está demostrado es más eficaz es la «bicicleta simulada», túmbate sobre una colchoneta y con las piernas en alto, simula estar pedaleando. Hay que intentar que el esfuerzo no se centre en el cuello, sino en el vientre.

Para los músculos oblicuos abdominales es aconsejable practicar la «silla del capitán», este se realiza apoyando los antebrazos en unas barras paralelas donde las piernas queden colgando e ir subiendo las rodillas hasta el pecho. Con realizar cuatro series de diez para empezar estará bien.

Para el bajo vientre, basta con tumbarse e intentar mantener las piernas paralelas al suelo lo máximo posible y al levantarse intentar tocar la punta de los pies.

Lo más importante de todo es no olvidar que para que todo esto sirva para algo, la constancia es la clave. Si no puedes realizar ejercicios todos los días, proponte que sea al menos, tres veces por semana y dile adiós a tu barriga.

Desirée R.A.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.